Rédes que manejo-

jueves, 18 de diciembre de 2008

Un día


Hoy sentí todo los fríos de los inviernos

Hoy viví todo el eco de esta batalla de los ojos,

Camino sin mirar hacia donde voy

Por que estas luces de colores flagelan la memoria y me pierdo

Por donde voy, un niño sale gritando - que las noches son tiernas y blancas

Y detrás de él sale la madre llorando

- Te he perdido hijo mió

Son los días de cada vida los que nos hacen

Perdernos

en un abismo que solo la nada

entiende perfectamente hasta donde llega el destino,

Hoy mire a la niña izquierda que tengo en la familia

Canta a las primaveras cuando apenas es invierno

Se muere de frió

Aunque niega que el frió no existe en la juventud

Todo se pierde cuando ella

usa la imaginación

Todos los seres que la rodeamos

somos juguetes que nos guardan

en la caja rosa de su vida

Hoy le toca salir aquel oso malhumorado de su padre

Lo trae colgando con la mano izquierda

El oso apenas hace un gesto de humor

Pero ella grita a estruendos su felicidad

- ¿de que estas feliz? Le preguntan

soy feliz por que tengo a la luna en mi bolsillo,

y a las estrellas en mi nariz

Contesta a dulce voz de pito y todos lloran por

La respuesta, los mato con una sola palabra

Felicidad

La felicidad es tan efímera como

Aquellos que tratan de comerse a la vida

A través del pan dulce de la mañana

Es tan pecaminosa que cuando

En tus manos tienes el montón

Que siempre quisiste, te mueres por el miedo

por saber que es lo que seguirá,

Por eso existe el sufrimiento,

La angustia, para medir a

La felicidad a gotas,

hay que tomar a la luna

En pequeñas proporciones

Por que ella solo entiende a la vida

Ella escondida en el inmenso infinito

Solo entiende a la humanidad por que ella también esta perdida

Hoy trate de poner aquellos recuerdos en un

Árbol sintético

Con cada pequeña esfera que desfragmenta la cara

Y la difumina en una lágrima

Odio la navidad

Por que se descompuso la serie de colores.

Y sin las luces no es navidad.

3 comentarios:

Diego dijo...

Que soledad se siente. Ahora ya entiendo porque los humanos amamos tanto a la luna; estoy de acuerdo contigo, ella también está perdida...

Primis!!! :P

Saludos tocayo, y comprese otra serie :P

Dandy Golfo dijo...

no, no, la luna no puede estar perdida.

En el majestuoso conjunto de la creacion, nada hay que me conmueva tan hondamente, que acaricie mi espiritu y dé vuelo desusado a mi fantasia como la luz apacible y desmayada de la luna. G. A. Bécquer

saludos!

MR style dijo...

fab

Entradas populares